Clásicos griegos · 4 de octubre de 2023

La pobreza no viene por la disminución de las riquezas, sino por la multiplicación de los deseos

Platón nos regala una vez más una frase con la que podemos convivir cada día con ella. Es aquello de tener solamente lo que necesitas y huir de lo superfluo.

A pesar de todos los intentos (muchos de ellos exitosos) de la sociedad de consumo para consumir más y más hasta el límite más alto (comida, ropa, gadgets, vacaciones…) lo único que se consigue al entrar en este espiral es frustración y endeudamiento. Muchas veces deberíamos pensar que las instituciones financieras nos quieren endeudados, para así poder depender de ellos. Así de perverso es el sistema.

Nuestra sociedad materialista nos ofrece mucho y más. Pero no hemos de caer en la tentación de sucumbir a ello. Es obvio que debemos comer, vestirnos, y hacer otras cosas, pero nunca debemos exagerar y gastar más de lo que se tiene.